Hola, soy Sergio y soy Neurótico.

Recuerdo qué tenía cómo 17 años cuando sentía una angustia terrible, un miedo a estar en lugares abiertos, sentía una especie de vértigos qué me daban justo antes de entrar a un lugar repleto de gente.
Cuando llegaba a la preparatoria, me empezaban unas palpitaciones qué sentía qué el corazón se me saldría del pecho. Veía a mis compañeros risueños, felices, echando mucho relajo… Mi mente me decía qué se burlaban de mi, cuando yo los escuchaba reir a carcajadas. No tenía otra opción más qué salir corriendo del campus. Me subía a mi carro y me iba a toda velocidad.

Al aislarme sentía una especie de alivio, pero siempre con esa desazón de qué algo terrible me pasaba.
Poco tiempo pasó, cuando ya no pude más y mis padres me llevaron al psquiatra. Un diagnóstico terrible:
PRINCIPIOS DE PARANOIA Y ESQUIZOFRENIA.

Inmediatamente me llenaron de pastillas. Antidepresivos, Ansiolíticos, somníferos…
Duré aproximadamente 3 años tomando éstas drogas. Al principio los “síntomas” se fueron; pero no pasó mucho tiempo cuando bloquearon mis sentidos y me convertí en una especie de autómata.
No sentía dolor, no sentía angustia, no sentía ansiedad, si… NO SENTÍA NADA.

Yo fuí diagnósticado con estudios “muy serios” -según éstos señores- en el campo de la psiquiatría.
Uno de los “efectos secundarios” de unos de los muchos “medicamentos” era qué mi visión estaba borrosa permanentemente. No podía leer.
Un día me puse unos lentes de “fondo de botella” y me puse a leer el papelito qué venía en la caja de uno de los ansiolíticos, y leí: ´”ÉSTE MEDICAMENTO CAUSA ADICCIÓN, AÚN CON RECETA MÉDICA”.

Desde ese momento y hasta el día de hoy, no he vuelto a tomar un sólo antidepresivo. Ya son casi 18 años de eso.
Han sido casi dos décadas de vivir con altibajos. Muy malos o muy buenos.

El día de hoy entiendo qué mi enfermedad se llama neurosis, y por éstas 24 horas estoy un poco tranquilo y sabiendo qué mi problema tiene solución.

Gracias Neuroticos Anonimos

Si, la verdad ya esta aquí y nosotros queremos darla a conocer: NADIE SE RECUPERA DE LA ENFERMEDAD MENTAL Y EMOCIONAL SI CONTINUA TOMANDO TRANQUILIZANTES, ANTIDEPRESIVOS, PASTILLAS PARA DORMIR Y OTRAS MEDICINAS PARA LOS NERVIOS.

Decimos esto porque somos personas que durante años tomamos tranquilizantes, antidepresivos, pastillas para dormir, y otras medicinas para los nervios y sabemos que lo que decimos es cierto. Nos recuperamos cuando déjaños de tomar las pastillas para los nervios.
Tomamos pastillas por prescripción medica y tuvimos una gran fe en ellas, pero pronto descubrimos que NO NOS DABAN EL EFECTO DESEADO ni el efecto que los médicos deseaban. Pero habiéndosenos recetado y no teniendo un sustituto mejor que aliviara nuestro sufrimiento, tenazmente las seguimos tomando durante años. Cuando nos sentíamos depresivos tomábamos una de las pastillas que nos habían recetado pero ¡LA DEPRESION CONTINUABA FURIOSAMENTE. Estas drogas no nos curaban, no nos aliviaban nuestro sufrimiento, además de que tenían terribles efectos secundarios y algunos de nosotros eventualmente nos convertimos en adictos a ellas. Imagínese, ADICTOS A ALGO QUE NI TAN SIQUIERA NOS AYUDABA CON NUESTRO SUFRIMIENTO.
Lo malo de estas drogas esta dándose a conocer y es tiempo ya de que el publico lo sepa. Siéntese para que escuche lo que vamos a contarle a continuación, estamos seguros de que será una sorpresa. Hay un anuncio de televisión patrocinado por EL INSTITUTO NACIONAL PARA LA SALUD MENTAL que nos muestra a una atribulada ama de casa haciendo sus quehaceres domésticos apresuradamente, llevando al niño a la escuela y haciendo todos los otros trabajos de una casa; de pronto, una voz le dice: “La señora Mary Clayton es una “viciosa”, ella se va a enojar porque se le llama así, pero es la verdad, toma anfetaminas para poder hacer sus quehaceres y barbitúricos para dormir. Es una “viciosa”. ,Hay muchos “viciosos” en su casa? Hemos visto este anuncio de televisión varias veces en la WLVWTV Canal 10 (ABC) De Miami, Florida. Si usted toma pastillas de las que estamos hablando. entonces usted es un ¡vicioso! ¿Le sorprende? A nosotros nos ha complacido mucho que el INSTITUTO NACIONAL PARA LA SALUD MENTAL haya usado la palabra “vicioso” tanto para las personas que usan drogas prohibidas como para las que toman drogas recetadas. Vamos progresando!
Siempre hemos dicho que las personas que toman pastillas para los nervios están en un grave problema. Ahora el INSTITUTO NACIONAL PARA LA SALUD MENTAL declara a estas personas ¡”viciosas”! ¿Y usted quiere dejar de ser un vicioso?
Miembros de N. A. que han dejado de ser viciosos, hablan en sus experiencias personales del nuevo significado de “vicioso”. Estas personas tomaron medicina recetada, no drogas prohibidas, y aun así cuando hablan de sus experiencias ellos se denominan “viciosos” ya que el INSM ha ampliado el significado de la palabra.
La experiencia de N. A. ha demostrado durante varios años que las personas deben suprimir completamente las pastillas para los nervios si quieren recuperarse. Es exactamente el mismo caso de los alcohólicos, quienes deben dejar de beber para recuperarse; y de los apostadores compulsivos, quienes deben dejar de apostar para recuperarse; el adicto debe dejar de tomar drogas para recuperarse; y el que toma pastillas debe dejar de tomarlas para recuperarse. NADIE PUEDE RECUPERARSE SI CONTINUA TOMANDO CUALQUIER TWO DE PASTILLAS PARA LOS NERVIOS.
Hemos visto los resultados en miembros de N. A. recuperados, que tomaron pastillas para los nervios durante años y dejaron de tomarlas cuando llegaron a N. A. Aquellos que continuaron tomándolas no se recuperaron.
No exigimos que la persona deje de tomar pastillas desde el primer instante que llega a N. A., aunque algunos miembros si lo hacen. A la persona, debe dársele un sustituto: esperanza, ayuda, comprensión, debe dársele un medio de sentirse bien antes de que pueda dejar de tomar las pastillas. Es lo mismo que con el alcoholismo, el alcohólico no puede y no debería dejar de beber hasta que no tenga algo: esperanza, ayuda, comprensión, un medio de sentirse bien. Algo menos que esto seria cruel. A la persona debe dársele una solución a sus problemas antes de que pueda o deje de usar su “muleta” pero ella puede abandonar su muleta con N. A., muchos los han hecho así.
Ciertamente los médicos nunca animaron a sus pacientes a continuar tomando pastillas para los nervios por largos periodos de tiempo o en grandes cantidades, fueron los pacientes los que seguramente abusaron de la medicina. Pero este abuso es tan común que continua sin ningún control.

Ciertamente, las pastillas para los nervios tienen un uso, son sin duda alguna, magníficas cuando se usan apropiadamente, pero tienen un uso limitado. Nosotros creemos que estas medicinas son valiosas para los pacientes en ESTADOS CRITICOS TEMPORALES DE LA ENFERMEDAD y pueden ser usadas en forma apropiada por CORTOS PERIODOS DE TIEMPO DURANTE LOS ESTADOS CRITICOS DE LA ENFERMEDAD. El use continuado de estas drogas con seguridad mantendrá enfermo al que las usa en forma permanente, Nunca se recuperará de la enfermedad mental v emocional mientras continué usándolas.

N.A. tiene muchos miembros que han dejado de tomar pastillas y todos ellos dicen que no hubieran podido recuperarse si hubieran continuado usándolas. En una sesión la otra noche un miembro dijo, “es imposible hacerse el inventario moral mientras estamos bajo el efecto de las pastillas“.
Los tranquilizantes, antidepresivos, pastillas para dormir y otras medicinas de esta clase nublan la mente y USTED NO PUEDE PENSAR CLARAMENTE MIENTRAS ESTE BAJO SU INFLUENCIA. Esto es lógico y simple v esta respaldado por la experiencia. Si usted quiere enderezar su vida, aclarar su pensamiento, saber lo que debe hacer, saber quien es usted, ¿Cómo puede hacerlo si esta tomando estas drogas que hacen que la mente se apague con “Drogas estimulantes”?.

Estas drogas alteran la mente, es por eso que las personas las toman. ¿Cómo puede usted aclarar su mente si deliberadamente trata de “sacarla por la tangente”?. Usted no puede, por supuesto. Si quiere recuperarse debe decidirse a dejar las pastillas y permitir que su mente sepa “quien es” y aprenda a pensar por ella misma. Bájese de la rueda de caballitos.
N. A. comprueba y nosotros lo establecemos como un hecho absolutamente cierto y comprobable, tal como lo es la Ley de Gravedad, que NADIE PUEDE RECUPERARSE DE LA ENFERMEDAD MENTAL Y EMOCIONAL SI CONTINUA TOMANDO MEDICINAS PARA LOS NERVIOS. N. A. tiene como prueba no sólo personas que han abandonado el habito de tomar pastillas y que están bien, sino que también tiene personas que aun están tomándolas y continúan enfermas; algunas veces los miembros regresan a las pastillas y vemos cómo la persona vuelve inmediatamente a enfermarse. Así es que nosotros tenemos también nuestros ejemplos vivientes, que continúan probando que lo que decimos es cierto. Vemos algunas personas dejar de tomar pastillas, volver a tomarlas, volver a dejarlas, volver a tomarlas, volver a dejarlas; y los vemos recuperarse, enfermarse recuperarse otra vez, enfermarse nuevamente, recuperarse otra vez, etc., mientras continúan el ciclo. Nosotros vemos como: dejan las drogas, se sienten bien; vuelven a tomarlas, se sienten enfermos. Si usted no nos cree venga y vea por usted mismo. Aún mejor, ¡haga usted la prueba!.
Pero recuerde, usted NO PUEDE ni DEBE dejar estas medicinas hasta que tenga una línea definida de ayuda. Esta línea es N. A. Después de todo, usted toma estas medicinas por una razón; venga a N. A. y haga desaparecer la razón por que las toma. Usted NO NECESITARA DE ESTAS MEDICINAS CUANDO SE RECUPERE EN N. A. Venga y siéntase feliz y bien y TIRE SUS PASTILLAS PARA LOS NERVIOS AL CESTO DE LA BASURA.
Si no cree que lo que le decimos es verdad, puede continuar tomando sus pastillas y continuar enfermo, porque esto es lo que le sucederá. Usted no cambiara la realidad con que la niegue. Después de todo la tierra ya era redonda cuando la gente pensaba que era plana. Nuestra negación no afectó la redondez de la tierra. Si usted quiere enterrar su cabeza en la arena y continuar con sus medicines. ¡LE DESEAMOS UNA FELIZ ENFERMEDAD!
Llegara el día en que se SENTIRA ENFERMO Y CANSADO DE ESTAR ENFERMO Y CANSADO y entonces estará listo para escucharnos y dispuesto a dejar sus pastillas.
Si usted toma pastillas, usted es un “vicioso”, pastillero, quizás un adicto. Estas no son palabras gratas pero usted puede recuperarse y que ellas no tengan nada que ver con usted.
Aproveche la experiencia de antiguos “viciosos”, pastilleros, zombis tranquilizados, que ahora son seres reales. Hemos estado allí y hemos encontrado la verdad. Hemos encontrado a N. A. dejamos las pastillas, nos recuperamos y nos sentimos felices, llenos de vida y estamos tratando de ayudar al resto de ustedes.
Permítannos agregar que somos SERES REALES. Muchos, muchos de nosotros comenzamos tomando las nuevas “drogas milagrosas” cuando APARECIERON POR PRIMERA VEZ EN EL MERCADO, NADIE NOS GANABA EN COMENZAR A TOMARLAS. Las tomamos por muchos años y somos EXPERTOS en lo que ellas hacen a la persona, sus efectos secundarios, los problemas que causan. Fuimos conejillos de indias que sufrimos largos experimentos y ahora proclamamos la verdad. El experimento fue un fracaso completo y las drogas no nos curaron, no nos quitaron nuestro sufrimiento, nos causaron una gran miseria y nos impidieron recuperarnos. Tuvimos que dejar de tomarlas para recuperarnos.

La verdad de lo que decimos aquí se dan a conocer como debe ser. Muchos profesionales y gente común ya conocen esta verdad. Les urgimos a ser inteligentes y recuperarse aprovechando para ello nuestra experiencia.
Usted no puede quitarse el golpe. Usted no será la excepción. ABSOLUTAMENTE NADIE SE RECUPERA DE LA ENFERME DAD MENTAL Y EMOCIONAL SI CONTINUA TOMANDO TRANQUILIZANTES, ANTIDEPRESIVOS, PASTILLAS PARA DORMIR  U OTRAS DROGAS PARA LOS NERVIOS.

HAY UNA FORMA DE QUITARSE EL HABITO DE LAS PASTILLAS Y RECUPERARSE: LA FORMA ES NEUROTICOS ANONIMOS, COMO MILES DE PERSONAS YA LO HAN COMPROBADO. Invitamos a todos a recuperarse por medio de N. A.