Hola mi nombre es Me y soy neurótica.

Cuando me toca recordar un poco sobre el historial que tengo en cuanto a los celos se me remueven muchas cosas, es como si volviera a sentir todos esos sentimientos de ira, coraje, obstinación, rencor, sufrimiento, dolor, impotencia, angustia y profunda tristeza. Yo soy una persona celosa, soy celosa hasta de la sombra que acompaña a mi pareja, y junto con esos celos me acompaña una profunda tristeza porque siento que mi pareja no debe ver a nadie más que a mi, ni debe pensar en nadie más que en mi y por supuesto no tiene que tener amigos, amigas, los amigos porque son unas personas infames que inducen a mi pareja a tener malos hábitos como lo es ver películas pornográficas, ver a mujeres en la calle con las cuáles después de fijarlas en su memoria se masturbarán cuando estén a solas y amigas porque seguramente cada una de ellas va a querer robarme lo que es mio.

Acompañando mis celos, va una profunda tristeza que me hace sentir muy poco como persona, constantemente le tengo celos a las mujeres bonitas quienes pueden llamar la atención de cualquiera y que yo no puedo hacerlo tal como lo hacen ellas, tengo celos de que mi pareja puede desear a alguien más y sobre todo que pueda llegar a engañarme e incluso llegar a abandonarme. Los celos me invaden y van de menor a mayor, hasta tener una completa película de lo que podría estar haciendo mi pareja cuando está solo en el trabajo, cuando está sólo en casa, cuando no estoy yo a su lado para protegerlo.

Como leen, esta enfermedad me va carcomiendo día con día, si no es que gracias a mi terapia en Neuróticos Anónimos en Línea, que he podido llevar estos celos de mayor a menor grado, cómo? pues primero concientizando que soy una persona enferma de neurosis, y que debo poner en marcha lo que me sugieren para que todos estos sentimientos dejen de fluir, y luego intentando aceptar que si mi pareja está conmigo hoy, es porque así lo ha decidido y es porque seguramente quiere hacerlo, he dejado de buscar porque en realidad no quiero encontrar, y he dejado de lastimarme porque mi necesidad de hoy es CREER. Solo así he podido caminar en este camino de sufrimiento como son los celos y he podido estar mucho mas tranquila y alegre con mi pareja, dejándolo de acosar por situaciones que en realidad nunca han sucedido. Muchas gracias por el servicio, 24 horas.

"Siempre pensaba que era mío y de nadie más"

“Siempre pensaba que era mío y de nadie más”